miércoles, 10 de abril de 2013

niveles y tecnicas de orientacion familiar

Niveles de la orientación familiar
Es necesario delimitar los distintos niveles de la orientación familiar, con el fin de que ningún área del comportamiento individual quede fuera del influjo del contexto familiar como factor potenciador de las capacidades existentes en cada miembro y en la confluencia de todos como unidad y totalidad.

Los tres niveles pueden afrontar situaciones relacionadas con la estructura, la dinámica funcional o el desarrollo del sistema familiar como grupo humano.

Los tres niveles tienden a conseguir el establecimiento de criterios que hagan posible la conquista de la cohesión, la estabilidad y el progreso de la familia y sus miembros.



1. Nivel educativo de la O.F:

- Situación que responde a los esquemas de lo que es la evolución normal del crecimiento progresivo de un miembro del S.F y del S.F como tal.

- Orientación entendida en el sentido de iluminar la situación a la luz de los criterios de normalidad de cada ciclo vital del crecimiento, ya sea de un miembro del S.F o del S.F total.

2. Nivel de asesoramiento de la O.F:

- Situación que corresponde a exigencias que presentan características o matices que la hacen peculiar.

- Orientación en sentido de asesoramiento específico, ya que no son suficientemente válidos los criterios generales del primer nivel.

3. Nivel terapéutico de la O.F:
Situación que obliga a utilizar procedimientos más complejos ante lo <> del S.F.
- Orientación mediante el uso de técnicas de reestructuración del S.F: mecanismos, interacciones, cambios, nuevas comunicaciones e instrumentos específicos.



Contenidos y técnicas de la orientación familiar

  •    El contenido fundamental de la O.F se centra en la ayuda técnica que hay que ofrecer al sistema como vivo y dinámico, en la que el equilibrio haga viable el progreso de todos los elementos personales del sistema.
  •  Lo que se trata de diagnosticar desde un enfoque sistémico no es la conducta o la estructura de cada miembro del S.F, sino el contexto del mismo, las relaciones, las interacciones y comunicaciones que explican el sentido de aquello que parece disfuncional.
  • El orientador debe tener una formación teórica como práctica. Debe manejar conceptos básicos, escuelas y autores, teorías explicativas, metodología y epistemología de los conceptos, etc. También requiere de adecuadas estrategias, intervenciones, modelos de actuación, técnicas, instrumentos de diagnóstico, etc.
  • Técnicas que conducen al diagnóstico del contexto familiar: FES, cuestionarios A-TF y S-TF, (A)antes de iniciar el proceso de terapia y orientación familiar / y la actitud (S)sistémica de los miembros del sistema hacia la terapia y orientación familiar.

 

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Publicar un comentario